Esta web utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar la visita, aunque en ningún caso se utilizan para recoger información de carácter personal.

Más información

Tras los pasos de Picasso: Ruta Picassiana

Buscar
Tras los pasos de Picasso: Ruta Picassiana

Tras los pasos de Picasso: Ruta Picassiana

MÁLAGA PICASSIANA

Los primeros años de vida de Pablo Ruiz Picasso están íntimamente vinculados a Málaga, ciudad en la que nació en 1881. Su esencia malagueña le viene, además, por tradición familiar. Su vida y obra le convirtieron después en el malagueño más universal que tenemos.

Con esta ruta podrá descubrir el entorno familiar y artístico de sus primeros años que le permitirán comprender mejor el desarrollo de su obra y de su personalidad. El itinerario incluye la visita al Museo Casa Natal Picasso, así como al Museo Picasso Málaga, dos auténticas joyas que juntas no podrá encontrar en ninguna otra ciudad, porque no en vano Málaga es la ciudad natal de Pablo Ruiz Picasso.

Si prefieres escucharlo, accede a nuestras audioguías >>

1. Museo Casa Natal Picasso

Museo Casa Natal Picasso

Enclavada en la Plaza de la Merced (antes de Riego), una de las zonas más significativas de Málaga tanto por su proyección histórica como cultural, la casa donde naciera Pablo Ruiz Picasso fue construida en 1861 por el maestro de obras Diego Clavero, sobre el solar existente por la desamortización del convento de Santa María de la Paz, configurando – junto con el resto de las viviendas que se extienden a lo largo del sector nordeste de la Plaza – la armoniosa disposición de las llamadas Casas de Campos, finalizadas en la década de los 70 del pasado siglo y cuyo nombre fue tomado en recuerdo a su promotor, Antonio Campos Garín, marqués de Iznate.

La primera planta de esta casa – entonces numerada como la 36 – fue alquilada por José Ruiz Blasco (1838-1913) en 1880 con motivo de su boda con María Picasso López (1855-1938), y en ella nació el primogénito del matrimonio, Pablo, la noche del 25 de octubre de 1881, residiendo aquí hasta 1884, en que la familia se trasladaría al tercer piso del número 32 de la citada plaza. En 1983 fue declarada Monumento Histórico-Artístico de Interés Nacional, creando el Ayuntamiento malagueño, en 1988, el Museo que lleva el nombre del universal artista, arraigada institución que conserva parte de la estructura decimonónica y en la cual se exponen, en la actualidad, una generosa representación de recuerdos y obras de Picasso que tstimonian tanto su aprendizaje académico como la influencia malagueña a través de los ejes temáticos de las palomas, el Mediterráneo y los toros, así como su nostalgia de España.

 

En 1997 se realizó la restauración completa de la Casa Natal que dispone, en el nº 13 de la Plaza dela Merced, una excelente Sala de Exposiciones a pocos metros de la Casa Natal.

Visita su página web                            Compra de entradas

Plaza de la Merced Casa Natal Picasso

2. Segunda casa de Picasso (Pza. de la Merced, 17)

Tras haber vivido sus dos primeros años en el primer piso de la Plaza de la Merced, 36, en 1884 Picasso se trasladó con su familia a la tercera planta del número 32 (hoy 17) de la misma Plaza, su último domicilio en Málaga antes de viajar, en 1891, a la Coruña. En esta nueva vivienda comenzó a dibujar y a pintar, conservándose de esta época los dos dibujos – ambos en el Museo Picasso de Barcelona – Palomar y Hércules con una maza, copiado éste de un original que se hallaba colgado en el pasillo.

 

 

Calle Madre De Dios

3. Antigua sede del Colegio de la Sagrada Familia. (C/ Madre de Dios, 14)

En calle Madre de Dios, 14 a escasos metros de la Plaza de la Merced, se hallaba abierto el colegio La Sagrada Familia, regentado por monjas francesas, donde estudió de niña María Dolores Ruiz Picasso, hermana del pintor. El colegio fue fundado en octubre de 1874 por las religiosas de La Sagrada Familia de Burdeos, o Hermanas de la Inmaculada Concepción, título éste de una de las siete ramas que formaban la congregación.

 

 

4. Plaza de la Merced

Plaza Merced

El espacio de los primeros juegos del niño Pablo Ruiz Picasso, y quizás también el de sus primeros trazos sobre la arena, fue el de la Plaza de la Merced.  Aquí, en esta transitada y romántica plaza malagueña, se conocieron sus padres, y en ella vivieron políticos como el general Riego, escultores como Fernando Ortiz, escritores como Juan José Relosillas, arquitectos como Gerónimo Cuervo o pintores como Bernardo Ferrándiz.

Siendo, en el Siglo XV, mercado público, y lugar de ocio y esparcimiento para los burgueses de finales del XIX, el sonido de las campanas de la iglesia de la Merced, junto a la casa natal de Picasso, tuvo como testigos a un mosaico de tipos populares de los que el genial artista, con el paso del tiempo, se hizo eco. Paveros, vendedores de leche con sus hatos de cabras, de caramelos, biznagas y confituras, guitarreros, criadas y soldados, giraban en torno al monolito en homenaje al general Torrijos, cuyos lemas de libertad y justicia fueron el referente de aquel niño llamado Pablo Ruiz Picasso. Y no podríamos olvidar que en este entorno, aún hoy, como entonces, vuelan las palomas como el símbolo de los paradigmas anunciados en el cenotafio del militar hasta su muerte, que pintó – desde las manos de su padre – como el emblema perenne y mítico de su dilatada obra.

 

Picasso Tertulia Calle Granada

5. Lugar de tertulias padre de Picasso (C/ Granada, 75)

En la Plaza de la Merced, haciendo esquina con calle Granada, aún continúa abierta la antigua farmacia de Antonio Mamely, hoy farmacia Bustamante, lugar en donde el padre de Picasso solía reunirse en ocasiones con sus amigos. Abierta en 1747 – es la más antigua de la capital - , en su trastienda le sorprendió a José Ruiz Blasco el terremoto que asoló la ciudad el día de Navidad de 1884, del cual Picasso conservó siempre un trágico recuerdo. De ella salió para recoger a su familia cruzando la plaza y dirigirse a un lugar más seguro.

 

 

6. Iglesia de Santiago

Iglesia Santiago - Pila Bautismal

Picasso fue bautizado en la parroquia de Santiago, en la señorial calle Granada, antigua calle Real, a cuyo distrito pertenecía su casa de la Plaza, el 10 de noviembre de 1881, por el sacerdote de la iglesia de la Merced, José Fernández Quintero, recibiendo, con las aguas bautismales, los nombres de Pablo Diego José, y Francisco de Paula Juan Nepomuceno, María de los Remedios, Cipriano de la Santísima Trinidad, y actuando como padrinos Juan Nepomuceno Blasco Barroso y María de los Remedios Alarcón y Herrera.

En esta parroquia de Santiago, una de las más antiguas de Málaga, de la que destaca su interior barroco y la torre mudéjar, se habían casado en 1820 sus abuelos paternos y, en 1880, sus padres, y también en la misma pila recibieron las aguas bautismales sus dos hermanas, Dolores (1884-1958) y Concepción (1887-1895).

(+) Conoce más 

7. Antiguo Museo Municipal

El Museo Municipal estuvo abierto en la segunda planta del edificio que, desde 1869, albergaba al ayuntamiento de la ciudad, en calle San Agustín. Este edificio, antigua sede del seminario de San Juan de Dios, del convento de los padres agustinos y de la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad de Málaga, lo conoció Picasso porque desde 1879, en él estuvo trabajando su padre como conservador de los cuadros que la casa consistorial exponía al público por entonces, y en numerosas ocasiones Picasso recordó el taller donde su padre pasaba las horas que como profesor de Dibujo, la Escuela le permitía: “El taller aquel era una pieza como cualquier otra, sin condiciones especiales: un poco más sucia, si acaso, que la que tenía en casa; pero allí estaba tranquilo” , rememoraba el maestro. Precisamente, uno de los primeros óleos de su hijo Pablo. Vista de puerto de Málaga (h.1890) fue copiado del que realizara su padre, éste a sus vez reproducido del que pintara en 1878 el marinista Emilio Ocón.

El edificio está actualmente en obras a la espera de convertirse en Biblioteca Provincial de Málaga.

8. Antigua Escuela Bellas Artes (Ateneo de Málaga)

Ateneo

Siendo su padre profesor de Dibujo Lineal y Adorno de la Escuela malagueña, ésta, situada en la Plaza de la Constitución a la entrada de calle Compañía, fue el primer lugar en donde Pablo Picasso entró en contacto con los modelos clásicos de yeso que, pocos años después, en La Coruña y Barcelona, copiara como obligada asignatura para sus estudios.

La cantera de pintores que pasaron por las aulas de San Telmo fueron también maestros y amigos de José Ruiz Blasco, y, por consiguiente, muchos de ellos, de un incipiente Picasso, de los que tomó éste claro ejemplo como diestro alumno para sus obras posteriores. Bernardo Ferrándiz, Muñoz Degrain, Martínez de la Vega o Moreno Carbonero hicieron, del arte del último tercio del XIX, el siglo de Oro de la pintura malagueña, de la cual Picasso sacó provecho viendo, de primera mano, la magnitud de las grandes escenas históricas, tan en boga por entonces.

Actualmente el edificio es sede del Ateneo de Málaga. Cuenta con sala de exposiciones en las que tienen lugar muestras de Artes Plásticas.

 (+)  Conoce m ás

9. Antiguo Colegio San Rafael

Este colegio, que se hallaba en el número 20 de calle Comedias, era dirigido por don Emilio Gutiérrez, y sabemos, por el propio Picasso, cómo cada mañana la niñera, Carmen Mendoza – modelo de uno de sus dibujos de juventud – le arrastraba hasta allí. El paso del pintor malagueño por esta escuela privada está lleno de recuerdos. Ya anciano, relataba a sus biógrafos y amigos cómo pasaba las horas dibujando y mirando a través de la ventana, cómo se escapaba para visitar, en el mismo local, a la esposa del director, y los objetos personales del padre que llevaba consigo a las aulas (un pincel, un bastón, una paloma…) como garantía de que, a la una de la tarde, pasarían a recogerle.

Esta escuela de San Pedro y San Rafael ya en el siglo XX, se trasladaría a Plaza de San Francisco, donde se había ubicado también el citado Liceo Artístico y Literario malagueño. Actualmente este edificio no es visitable.

10. Antiguo Liceo Artístico y Literario (Antiguo Conservatorio María Cristina)

Antiguo Liceo

El Liceo de Málaga, situado en la Plaza de San Francisco, en el mismo emplazamiento donde hoy se halla el Real Conservatorio de Música María Cristina, fue, por antonomasia, lugar de reunión, durante el siglo XIX, de los artistas malagueños. Construido sobre parte del antiguo convento de San Francisco, que da nombre a la pequeño plaza – donde destaca la fuente de Pomona (1864) -, a este centro recreativo debió de acudir Picasso acompañado por su padre, asiduo de sus tertulias, pudiendo contemplar el niño las obras que los pintores de la época habían dejado como recuerdo de su paso por los salones.

En este Liceo, verdadero museo pictórico y biblioteca del XIX, en una de sus piezas llamada El Senado, se celebraron las tertulias de sus socios más distinguidos, y fue aquí donde Pablo Picasso sería bautizado con champán por Martínez de la Vega, con motivo del éxito obtenido por el joven artista en las exposiciones Nacional y Provincial de Bellas Artes de 1897, con su obra Ciencia y Caridad.

11. Instituto de Segunda Enseñanza (Instituto Gaona)

Instituto Gaona

Poco antes de abandonar Málaga, en octubre de 1891, Picasso fue examinado en el Instituto de Segunda Enseñanza, situado en el número 1 de calle Gaona. Antiguo convento de los filipenses, en 1846 abrió sus puertas como centro educativo, y, tres años después, fue instalada en este emplazamiento la Escuela de Náutica, de gran arraigo en la ciudad.

Picasso refirió en varias ocasiones el examen que tuvo que sufrir para acceder al Instituto de La Coruña, documento que aún se conserva junto a la instancia y pago de derechos de Latín y Castellano y Geografía y que estaba constituido por un breve dictado y una división, rubricada por Picasso a finales de junio de este año, siendo su director don Ramón Ibáñez Ibáñez, quien ejerció, como presidente del Tribunal que aprobó, en este centro, al joven alumno.

12. Plaza de Toros La Malagueta

Plaza Toros Corrida Picassiana

Levantada a orillas del mar en 1874 e inaugurada con reses de la viuda de Murube en 1876, la Plaza de Toros de La Malagueta ha sido, desde que el artista era un niño, referente y motivo usual en sus primeros dibujos y óleos, y proyección posterior de toda la visión de la tauromaquia picassiana. Obras como El picador amarillo (h. 1889) o dibujos con escenas taurinas, realizados en su etapa malagueña y coruñesa, no son sino recuerdos de cuando, de la mano de su padre, el artista asistía a ver a los más famosos diestros de la época: Mazzantini y Lagartijo.

De esta Plaza, Picasso conservó una serie de recuerdos, cómo el día en que viera a su maestro, José Moreno Carbonero, pintar una gran tela para uno de los cuadros históricos, o la visión de los caballos destripados por los toros que tan profusamente el artista malagueño utilizaría como referente de muchas de sus composiciones, ya en los año 30, y que culminarían con el célebre caballo herido de Guernica (1937).

(+) Conoce más 

13.  Museo Picasso Málaga

Picasso visto por Otero en el Museo Picasso Málaga

La fascinante obra del artista malagueño y la belleza del Palacio de Buenavista hacen del Museo Picasso Málaga un espacio único para disfrutar del arte y la cultura.

Las 155 obras que reúne la Colección MPM abarcan las innovaciones revolucionarias de Picasso, así como la amplia variedad de estilos materiales y técnicas que dominó. Desde los primeros estudios académicos a su visión personal del clasicismo; desde los planos superpuestos del cubismo a su investigación con la cerámica; desde su interpretación de los grandes maestros a las últimas pinturas de los setenta.

El Palacio de Buenavista es la sede del Museo Picasso Málaga. Situado en pleno centro histórico de la ciudad, mezcla con armonía las formas renacentistas y mudéjares con la pureza de las líneas contemporáneas. En el subsuelo de este magnífico ejemplo de la arquitectura andaluza del siglo XVI, el visitante encontrará un yacimiento arqueológico que contiene restos fenicios, romanos y árabes, testigos mudos de la historia de la ciudad.

Exposiciones temporales, actividades educativas y culturales, la biblioteca y la librería especializada completan la sugerente propuesta del Museo Picasso Málaga.

Visita su página web                              Compra de entradas

 

Si prefieres escucharlo, accede a nuestras audioguías >>